Manifiesto

by - 08:30


La verdad es que no iba a hacer este post, pero de la manera en que ha comenzado 2021, mejor no dejarlo para más adelante. 

 

¿Cuántas veces has dicho que sí cuando realmente querías decir no?

¿Cuántas veces has comparado tu vida con la de otra persona?

¿Cuántas veces has creído más en otros que en ti?

¿Cuántas veces has pensado que no valías para algo?

Cuántas veces…

 

Demasiadas.

Ya te lo digo yo. 

 

¿Qué por qué lo sé?

Pues porque he pasado por lo mismo, querida. 

 

Toda nuestra vida nos han comparado con otros, nos han hecho fijarnos en otras personas; en sus logros, en sus metas y en todo lo que conseguían. 

 

Qué jodidas son las comparaciones.

 

Crecemos y nos fijamos en la compañera de la universidad, en la del trabajo, en nuestra compañera de piso o en la chica que siempre sonríe al otro lado de la barra. 

 

Pero todas cargamos con nuestras muchas luces y demasiadas sombras. 

 

Y yo me pregunto. ¿No sería mejor empezar a querernos más y mejor, dejar de compararnos y empezar a decir no sin pensar en las consecuencias?

 

El año pasado diseñé junto con el calendario un manifiesto. 

 

¿Qué es esto?

 

Manifiesto según la RAE: «Escrito en que se hace pública declaración de doctrinas, propósitos o programas».

 

Pues aquí tenéis mi declaración de propósitos para que no no nos olvidemos de nosotras mismas, que no nos comparemos y para que seamos mucho más nosotras que nunca.  

 

Sáltate las normas 

Toda la vida se nos han marcado unas normas que hay que seguir a rajatabla. No me refiero a los límites de velocidad o a las normas para que esta pandemia no nos aniquile. 

 

Me refiero a todo lo que se nos ha impuesto desde pequeños. 

 

Sáltatelas todas. 

 

Lucha por los imposibles 

En relación con lo anterior, esas normas nos imponen que hay cosas que son imposibles. Por ello hay que luchar contra todo eso y convertirlos en posibles. 

 

Nadie dijo que esto fuese fácil, que abandonar un trabajo fijo por una pasión fuese sencillo; pero, JODER, merece tanto la pena. 

 

Manda más a la mierda 

Di no cuando no te apetezca. 

Di sí, aunque te parezca una locura. 

Aléjate de lo tóxico (cosas y personas).

Acércate a esas personas que apoyan, ayudan y alimentan. 

Manda a la mierda a quien no te haga bien. 

Sin miedo.

Sin contemplaciones. 

Sin miramientos. 

 

Perdónate siempre

Cuando la cagues. 

Cuando te equivoques.

Cuando te confíes y te hagas o hagan daño. 

Confiar no es malo.

Perdonarse es necesario. 

 

Quiérete más y mejor

Siempre queremos más a los demás.

Les anteponemos. 

¿Y si empezamos a hacerlo bien?

Seamos nosotras primero. 

 

Disfruta hasta de tus derrotas

Hasta cuando la cagues. 

Hasta cuando luches y pierdas.

De cada cagada se aprende.

 

Invierte en ti

¿Cuánto tiempo llevas posponiendo ese curso que tanto quieres hacer?

¿Cuántas veces has dejado a un lado las ganas de irte lejos para reconectar?

Hazlo.

No lo dudes. 

Lánzate sin miedo. 

 

Eres más importante de lo que imaginas.

Créetelo de una puta vez.

 

Nada más que añadir, señoría. 

 

Si pincháis en la imagen del Manifiesto podéis descargar un PDF para imprimir. 



You May Also Like

2 Comments

  1. ¡Hoooola!

    Pero que precioso manifiesto es este y que real *_*
    Totalmente de acuerdo en lo de mandar a la mierda: creo que cuando más crezco más me doy cuenta de las cosas -y personas- que merecen la pena y las que no. Desde luego, es que una ya no está para perder el tiempo con tonterías jajaaj así que totalmente de acuerdo -con todo vaya, pero me ha gustado especialmente ese punto-. Hay que decir no cuando te apetezca, y sí cuando si te apetezca, y se acabó. Sin miramientos, como dices tú jaja

    ¡muuuuchos besos y gracias por esta entrada!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias por comentar el post.
      Es que hay que saber decir no sin pena.

      Eliminar

NO TE PIERDAS NADA